Las catequistas de Huéscar comienzan el curso con una oración compartida

Una vez que hemos iniciado el nuevo curso, aunque seguimos viviendo en este tiempo de pandemia, toca ir poniendo en marcha poco a poco las distintas actividades pastorales que se llevan a cabo en nuestra parroquia, siguiendo todas las recomendaciones que se nos van indicando desde la diócesis.


Una de las acciones pastorales a la que más tiempo y cariño le dedicamos es la catequesis, junto al cuidado y la formación de las personas encargadas de darla, pues no podemos dejar a los más pequeños privados de conocer más y mejor a Jesús.
Y qué mejor forma de comenzarlo que rezando y pidiéndole al Espíritu que él sea el principal protagonista de la transmisión de la Fe a los más pequeños, que escalonadamente están empezando la catequesis.
Por ello, el domingo 4 de octubre, se reunían a las 6 de la tarde, en la parroquia, todas las personas que este año van a desempeñar esta bonita tarea, para tener un rato de oración.
La oración giró en torno al Evangelio de san Juan, en el que nos relata que hemos sido elegidos por él. En ella pedimos la fuerza necesaria, para que durante este curso seamos capaces de llevar a los niños a encontrarse con Dios.
José Antonio Martínez
Párroco de Santa María, de Huéscar