El obispo presidió la Misa por los difuntos en el cementerio de Baza

El obispo de Guadix celebró, el 1 de noviembre, día de Todos los Santos, la Misa por los difuntos en el cementerio de Baza. Lo hizo acompañado de muchos bastetanos que quisieron rezar así por sus difuntos y celebrar la esperanza en la resurrección. D. Francisco Jesús Orozco presidió la celebración, que fue concelebrada por los seis sacerdotes que hay en la ciudad y por el vicario general.


En su homilía, el obispo habló de la vida, de la resurrección, de la oración por los difuntos, de la esperanza,… pero, también habló de la visita pastoral que va a comenzar en unos 10 día a las parroquias bastetanas. En la celebración, el obispo utilizó el cáliz del sacerdote Ramón Ortiz, martirizado en Baza, en la Guerra Civil.
Al final de la Misa, se rezó un responso por todos los difuntos y D. Francisco Jesús visitó el cementerio, saludando a los familiares de los difuntos que allí se encontraban. También saludó al encargado del cementerio, a quien agradeció su labor.
Este miércoles 2 de noviembre, día de Todos los Difuntos, el obispo celebrará la Eucaristía en el cementerio de Guadix, a las 5 de la tarde, y, como en Baza, rezará un responso por todos los difuntos.