“Lo que más se trabaja con los mayores es que no se sientan aislados”

Cristina Molina, responsable de mayores junto a otras compañeras con la ayuda a domicilio y los talleres con mayores, habla de estos programas de Cáritas en la diócesis de Guadix

Este proyecto se está desarrollando en la comarca de Baza, Cúllar, Benamaurel, la zona del Marquesado, Lugros, Beas, Polícar, Marchal y en el Fardes. En Guadix hay grupos de mayores en la parroquia de San Miguel y de Santa Ana. Lo que más se trabaja con estos mayores es que no se sientan aislados, que trabajen la estimulación cognitiva y que estén en contacto físico con otras personas, ya que llegada cierta edad, es algo que se va perdiendo y que es muy necesario para los humanos.

Cristina nos cuenta que es un trabajo muy gratificante y que se establecen muchos vínculos afectivos con todas las personas que componen estos grupos.

En el tema de ayuda a domicilio, Cáritas se encarga de cubrir aquellos casos que no son cubiertos por la administración pública. Suelen ser personas que tienen dificultades para realizar actividades de la vida diaria como ducharse, salir al médico, hacer compras, etc. Son situaciones muy difíciles porque vivimos la última etapa del ser humano, donde uno ya no puede casi ni valerse por sí mismo. Por eso nuestra labor es importante, porque ahí estamos para ayudar a las personas que más lo necesitan.

Cada pueblo y cada barrio tiene sus distintas necesidades, dice Cristina Molina, y es por eso que queremos fortalecer Cáritas en todas las parroquias, con voluntarios que colaboren y nos ayuden en este proyecto y que el espíritu de Cáritas nunca falte en nuestros pueblos.

Miguel Delgado