Oficina de Comunicación

Oficina de Comunicación

El Archivo Diocesano relata la cantidad de materiales documentales que se conservan en sus estanterías sobre la consagración de la diócesis al Sagrado Corazón, en 1945, y que e pueden consultar

Si no fuera por el Archivo Histórico Diocesano de Guadix no tendríamos memoria colectiva en nuestra Iglesia particular. Si no fuera por la Biblioteca Diocesana, la inmensa bibliografía almacenada durante siglos, quedaría baldía.

Si no fuera por las personas que trabajamos en el Archivo y en la Biblioteca, la verdad, sus ricos materiales no podrían darse a conocer. Quiero, por tanto, hacer patente mi gratitud y reconocimiento a cuantos hacen posible el funcionamiento de estos "almacenes de la sabiduría de Cristo".

 

Este mes de junio ha nacido una nueva revista, Migreda, para conectar al Seminario con la diócesis y a todos con el Seminario. Y nace cuando el Seminario está comenzando una nueva etapa de su historia, al volver a la ciudad de Guadix, al menos, el Seminario Menor. Desde hace unos meses, las instalaciones parroquiales del Corazón de Jesús, la conocida como iglesia de la Estación, acogen las dependencias del Seminario Menor, tras una profunda reforma. Y esta nueva revista es el eco de la nueva etapa para el Seminario.

En el primer número de Migreda hay un saludo del Obispo, D. Francisco Jesús Orozco, en el que habla de esta nueva etapa en el Seminario diocesano: “ahora toca seguir reconstruyendo el verdadero edificio, que son las personas, los jóvenes que con su «sí» muestran la generosidad del Señor para todos….Necesitamos jóvenes valientes que quieran ser sacerdotes”.

 

También anunció el Obispo accitano la consagración de toda la diócesis al Corazón de Jesús el próximo 19 de junio

Con una Misa en la catedral, el lunes 8 de junio, se ha conmemorado el 75 aniversario de la colocación de la imagen del Corazón de Jesús en lo alto de su torre. Un aniversario que no deja de ser un pretexto para volver a dirigir la mirada al Corazón de Jesús hoy y, como entonces, vivir una renovación en la fe. Así lo ha venido a manifestar el Obispo accitano, durante la homilía, cuando ha recordado lo que significa la devoción al Corazón de Jesús y ha convocado a la diócesis a vivir un Año Diocesano y una Misión Popular.

La delegación de Apostolado Seglar nos invita a asistir a una conferencia, pero sin salir de casa. El próximo miércoles, 10 de junio, a las 7 y media de la tarde y a través de Zoom, habrá una conferencia sobre el cristianismo y la fe después de este tiempo de pandemia que tanto nos ha marcado. La conferencia estará impartida por el profesor José Francisco Serrano Oceja, que es profesor de la universidad San Pablo CEU, de Madrid. “Tenemos que dar la vuelta al mundo. Iglesia y cristianismo en tiempos de pospandemia” es el título de una conferencia que nos hará repensar lo que veníamos haciendo como Iglesia y nos animará a aprovechar esta situación de crisis sanitaria para salir fortalecidos, también como Iglesia.

En un vídeo hecho público el pasado 4 de junio, D. Francisco Jesús Orozco ha anunciado un Año Diocesano del Corazón de Jesús para la diócesis de Guadix, que comenzará el 19 de junio, día de su fiesta litúrgica, y se prolongará hasta el 2021. Se quiere conmemorar así el 75 aniversario de la entronización de la imagen del Corazón de Jesús en lo alto de la torre de la Catedral. También, ese día, se inaugurará una exposición con documentos e imágenes de la instalación de la escultura en el campanario y del mecanismo que le permitía girar a lo largo del día, bendiciendo así a toda la ciudad y toda la diócesis.

También ha anunciado una Misión Popular en la diócesis para aprovechar este aniversario con fines pastorales, dinamizando la vida diocesana.

Homilía del Obispo de Guadix, D. Francisco Jesús Orozco, en la solemnidad de la Santísima Trinidad. Catedral de Guadix, 7 de junio de 2020
https://www.youtube.com/watch?v=1tWLsRbSoOc&feature=youtu.be

 

Será presidida por el Obispo diocesano, a las 12 de la mañana en la Catedral, y supone el preámbulo de todo un Año Diocesano, una exposición conmemorativa, una Misión Popular y otras muchas actividades

El lunes 8 de junio se cumplen 75 años de la colocación de la imagen del Corazón de Jesús en lo alto de la torre de la catedral. Y se quiere conmemorar este aniversario celebrando el Año Diocesano del Corazón de Jesús, que comenzará el 19 de junio y se prolongará hasta 2021. Pero antes, el lunes 8 de junio se va a celebrar una Misa en la catedral, a las 12 de la mañana, presidida por el obispo, D. Francisco Jesús Orozco, para conmemorar ese aniversario. A esta celebración se ha invitado al clero y a la ciudad de Guadix, a pesar de ser un día laboral. Se conmemora la colocación de una imagen que se ha convertido en todo un icono de la ciudad accitana: el Corazón de Jesús, de bronce, sobre la imponente torre de la Catedral, bendiciendo a toda la diócesis. Antes era una imagen en movimiento, que repartía esa bendición a los cuatro puntos cardinales.

 

Jn 3, 16-18 “Dios envió su Hijo al mundo, para que el mundo se salve por Él”.

En este Domingo, posterior a Pentecostés, celebramos como Iglesia el misterio central de nuestra fe, la Solemnidad de la Santísima Trinidad.
Dios uno y Trino, en su infinita grandeza es un gran Misterio para nosotros creaturas limitadas, no en cuanto está aislado o escondido, es un misterio porque su resplandor es tan grande que nos enceguece, nos desborda. Sin embargo, Dios se ha revelado y Jesucristo nos ha manifestado, con sus Palabras y acciones, la intimidad de Dios. En su predicación, Jesús siempre manifestó su procedencia, y a la vez su unidad con el Padre, y también nos reveló al Espíritu Santo como el vínculo de amor y unidad de la Santísima Trinidad; y gracias a ello podemos conocer y relacionarnos con el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.

Jn 3, 16-18 “Dios envió su Hijo al mundo, para que el mundo se salve por Él”.

En este Domingo, posterior a Pentecostés, celebramos como Iglesia el misterio central de nuestra fe, la Solemnidad de la Santísima Trinidad.
Dios uno y Trino, en su infinita grandeza es un gran Misterio para nosotros creaturas limitadas, no en cuanto está aislado o escondido, es un misterio porque su resplandor es tan grande que nos enceguece, nos desborda. Sin embargo, Dios se ha revelado y Jesucristo nos ha manifestado, con sus Palabras y acciones, la intimidad de Dios. En su predicación, Jesús siempre manifestó su procedencia, y a la vez su unidad con el Padre, y también nos reveló al Espíritu Santo como el vínculo de amor y unidad de la Santísima Trinidad; y gracias a ello podemos conocer y relacionarnos con el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo.

 

“Con María en el corazón de la Iglesia”

Queridos todos en el Señor, Dios uno y trino:

La Iglesia en España celebra, en este domingo solemne de la Santísima Trinidad, la jornada por la vida contemplativa y eremita. El pasado 2 de febrero, la Iglesia universal nos acercaba la Jornada de la Vida Consagrada con el lema: “La vida consagrada con María, esperanza de un mundo sufriente”. Semanas después, en el mundo entero, se iniciaba el momento histórico y dramático de sentirnos sumergidos bajo los efectos de la pandemia del virus Covid-19, de grandes consecuencias a todos los niveles. Esta crisis sanitaria, social, cultural, económica y en otros órdenes, ha puesto de manifiesto la vitalidad de la Iglesia en tiempos tan difíciles, donde no se ha dejado de orar ni de celebrar la liturgia, a pesar del confinamiento al que nos hemos visto sometidos. Tampoco se ha dejado de ejercer la caridad, en sus muchas formas, hacia las personas más afectadas. La presencia de los consagrados ha sido verdaderamente un testimonio, muy visible, de esperanza en un mundo sufriente.