José Francisco Serrano confirmó todos los cargos pastorales nada más ser elegido administrador diocesano

El administrador diocesano de Guadix, José Francisco Serrano, confirmó, desde el primer día, los cargos que hasta ahora se venían desempeñando en la diócesis accitana. Con el nombramiento de Mons. Ginés García como obispo de Getafe, la diócesis de Guadix quedó vacante. El Colegio de Consultores eligió a José Francisco Serrano como administrador apostólico y, ahora, como corresponde, ha confirmado los cargos diocesanos y que habían sido nombrados por el anterior obispo.

Párrocos, delegados, directores de secretariado, los vicarios -que, a partir de ahora, como no hay obispo, pasan a ser delegados- y otros cargos, seguirán con las actividades que ya tenían encomendadas.

Se trata de un trámite más, pero un trámite que pone de manifiesto que la diócesis accitana, que está en espera de que le sea nombrado un nuevo obispo, sigue con su actividad de siempre y con las acciones programadas al principio de curso. Esta confirmación de cargos da estabilidad y continuidad al trabajo pastoral que se viene realizando.

Reproducimos aquí el decreto de confirmación de cargos dictado por el administrador diocesano el mismo día que asumió su nombramiento, el pasado 27 de febrero:

Tras ser elegido Administrador Diocesano de la Diócesis de Guadix, según la legislación canónica, buscando el cuidado pastoral de los fieles que se me han confiado, es necesario proveer al buen gobierno diocesano, tanto en lo que se refiere a los colaboradores inmediatos del Administrador Diocesano en el gobierno de toda la Diócesis, como en la atención a las comunidades parroquiales u otros oficios eclesiásticos; por todo ello, y por las presentes, en uso de las atribuciones que me concede el Código de Derecho Canónico (Can. 427) vengo a confirmar y

CONFIRMO

en sus oficios, a los Vicarios Episcopales, con atribución de Delegados Diocesanos, y a todos aquellos que tienen delegadas las facultades que me son propias, para que desempeñen el oficio que hasta ahora vienen ejerciendo hasta el momento de la toma de posesión de un nuevo Obispo Diocesano.

Dado en Guadix, a veintisiete de febrero de dos mil dieciocho.

 

                                                           José Francisco Serrano Granados

                                                           Administrador Diocesano