Caniles recibe el domingo 5 de noviembre las reliquias de su beato Antonio Torres

Son las primeras reliquias, de los beatificados en Almería el 25 de marzo, que llegan a sus parroquias de origen. El obispo accitano presidirá la Misa de acción de gracias y la recepción de las reliquias en Caniles

Este domingo, 5 de noviembre, la parroquia de Caniles va a celebrar la recepción de las reliquias del beato Antonio Torres García, que nació en Caniles y que ha sido proclamado beato en marzo de 2017.  El acto comenzará a las 11 de la mañana en la plaza del Saltador, que se encuentra muy cerca de la iglesia parroquial. En esa plaza está la casa donde nació el beato Antonio Torres y allí mismo se ha querido que sean recepcionadas sus reliquias. Desde ese lugar, se iniciará una procesión hasta el templo parroquial, donde se celebrará una Eucaristía de acción de gracias, que estará presidida por el Obispo de Guadix, Mons. Ginés García.

El beato Antonio Torres García es  uno de los beatos que recibieron este reconocimiento en Almería, el pasado 25 de marzo, en la causa de los mártires de la persecución religiosa del siglo XX en Almería. Hace más de 70 años que le arrebataron la vida solo por su fe. Pero la ganó para Dios. Y ahora la Iglesia la recupera para todos, como testimonio de fidelidad, presentándolo como beato y, sobre todo, mostrando su testimonio de vida y de entrega. En Caniles han preparado este acontecimiento de la llegada de las reliquias con catequesis y vigilias de oración que han servido, además para conocer mejor la figura de su nuevo beato.

De los 115 mártires que se beatificaron en Almería el pasado 25 de marzo, solo 13 estaban relacionados con la diócesis de Guadix. De todos ellos, son estas las primeras reliquias que llegan a las parroquias con las que estuvieron vinculados. El próximo 16 de diciembre, será La Calahorra quien reciba las reliquias del beato Joaquín Gisbert, hijo del pueblo.

De los 13 mártires relacionados con la diócesis de Guadix, que se beatificaron en Almería el pasado 25 de marzo, tres eran o estaban vinculados a Caniles: el beato Gregorio Morales, quera natural de Rejano, un anejo de Caniles; el beato Juan Garrido, que fue coadjutor en esa parroquia; y el beato Antonio Torres, cuyas reliquias llegan, por fin,  al pueblo que le vio nacer.

Sin duda, este domingo 5 de noviembre será día grande en Caniles, que ha visto como un hijo suyo, otro de Rejano y otro que vivió su ministerio allí, han sido proclamados beatos para toda la Iglesia. A partir de ahora, las reliquias del beato Antonio Torres podrán ser veneradas en una de las capillas laterales del templo parroquial.

Antonio Torres