De las tardes de cine con Andrés a "Tierras de penumbra"

Escrito el

Hace unos días me pasó algo curioso. Regresaba a Guadix después de celebrar la misa del día de Epifanía y, en el trayecto, me sorprendí de mí mismo al percatarme de que varias veces se me iba una mirada furtiva al móvil, que a la sazón permanecía inerte, silencioso, en un emplazamiento del coche destinado a contener algo parecido a un vaso o lata de bebida. La sorpresa no fue tanto por el acto reflejo, cuanto por la desabrida y punzante certeza de que la llamada que esperaba no se iba a producir.

Leer más ...

Navidad: carne de límite y frontera

Escrito el

“Y aquí tenéis la señal: encontraréis un niño envuelto en pañales y acostado en un pesebre” Lc 2, 12

¡Tremenda señal! ¡Piedra de toque! ¡Choque de racionalidades! ¡Implosión del núcleo subversivo de la historia! ¡Palabra de Dios hecha carne en la periferia existencial de lo humano!... al calor de lo precario de la vida se abre paso -con fragor refulgente- la trascendencia; lo finito rompe, y se ensancha, auscultando espacios de límite -de frontera- en la certeza de la proximidad inaudita del Niño Dios.

Leer más ...

Un adviento con Samuel Beckett y S. Juan de la Cruz

Escrito el

Un adviento con Samuel Beckett y S. Juan de la Cruz

En nuestro itinerario vital nos solemos topar sorpresivamente con determinadas manifestaciones estéticas que poseen ese elemento subyugador, intimista, nada advenedizo, y que es capaz de desinstalar nuestra entraña más afincada ofreciéndole nuevas posibilidades de reconocimiento e identidad; son regalos de la genialidad y de la belleza artística que nos habitan sin pedir permiso, y a los que acogemos con la naturalidad más pasmosa, poblando así nuestra existencia de una constelación de imágenes, escenas, melodías, palabras… que sin duda nos hacen pulsar la realidad bajo la mirada de los otros y desde perspectivas, a veces, insospechadas.

Os invito a rememorar dos expresiones artísticas que van modulando el ritmo vital de mi adviento:

Leer más ...