Oficina de Comunicación

Oficina de Comunicación

 

Con alegría os anuncio la noticia que seguramente conocéis ya por los medios de comunicación, el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía ha otorgado la medalla de Andalucía a Cáritas Regional. Es un reconocimiento a todo un trabajo colectivo de las diez Cáritas Diocesanas, a sus más de 13.500 voluntarios, trabajadores y colaboradores , que llevan más de 50 años trabajando por las personas y colectivos más desfavorecidos de la sociedad.

Con alegría os anuncio la noticia que seguramente conocéis ya por los medios de comunicación, el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía ha otorgado la medalla de Andalucía a Cáritas Regional. Es un reconocimiento a todo un trabajo colectivo de las diez Cáritas Diocesanas, a sus más de 13.500 voluntarios, trabajadores y colaboradores , que llevan más de 50 años trabajando por las personas y colectivos más desfavorecidos de la sociedad.

 

Queridos hermanos y hermanas:

Cada año, a través de la Madre Iglesia, Dios «concede a sus hijos anhelar, con el gozo de habernos purificado, la solemnidad de la Pascua, para que […] por la celebración de los misterios que nos dieron nueva vida, lleguemos a ser con plenitud hijos de Dios» (Prefacio I de Cuaresma). De este modo podemos caminar, de Pascua en Pascua, hacia el cumplimiento de aquella salvación que ya hemos recibido gracias al misterio pascual de Cristo: «Pues hemos sido salvados en esperanza» (Rm 8,24). Este misterio de salvación, que ya obra en nosotros durante la vida terrena, es un proceso dinámico que incluye también a la historia y a toda la creación. San Pablo llega a decir: «La creación, expectante, está aguardando la manifestación de los hijos de Dios» (Rm 8,19). Desde esta perspectiva querría sugerir algunos puntos de reflexión, que acompañen nuestro camino de conversión en la próxima Cuaresma.

Cáritas Diocesana recibió la visita del obispo, Mons. Francisco Jesús Orozco, el pasado lunes 25 de febrero. Fue una visita programada para que el prelado accitano conociese las instalaciones de Cáritas Diocesana y de Cáritas Interparroquial de Guadix. Durante buena parte de la mañana, D. Francisco Jesús Orozco visitó las oficinas de Cáritas Diocesana, las de Cáritas Interparroquial de Guadix, el Ropero, el Centro de Empleo y Albergue del Transeúnte, así como el resto de instalaciones del Patronato del Corazón de Jesús.

 

Acaban de cumplirse dos meses de la ordenación episcopal de Mons. Francisco Jesús Orozco como obispo de Guadix. Fue el 22 de diciembre del año pasado, en la catedral accitana, en una ceremonia muy solemne y gozosa. La catedral estaba a rebosar entre los accitanos venidos de todas las parroquias de la diócesis, y los cordobeses, de los que se desplazaron más de un millar. En una entrevista concedía por el obispo a la oficina de comunicación de la diócesis de Guadix, Mons. Orozco reconoce que aún permanecen vivos los recuerdos de aquel día. Hace tan poco tiempo, dice, “que todavía estoy en la luna de miel”. Sobre todo, recuerda de ese día a la gente que le acompañó y el regalo que le dio el Señor en la consagración: las personas y las comunidades parroquiales que forman la diócesis de Guadix.

Una ruta de nivel extremo

¡Madre mía, madre mía! ¿Quién puede con esto? Como se suele decir, estamos llegando a un extremo que no hay quien pueda con ello. Así es el Evangelio y la propuesta de felicidad que Jesús nos hace: “amad a vuestros enemigos…” (Lc 6,27-38) y sed compasivos como “el Señor es compasivo y misericordioso” (Sal 102). Está clarísimo el camino y la ruta a seguir, son de nivel extremo, de máximos porque los mínimos ya los vamos poniendo nosotros a lo largo de nuestra vida.

Una ruta de nivel extremo

¡Madre mía, madre mía! ¿Quién puede con esto? Como se suele decir, estamos llegando a un extremo que no hay quien pueda con ello. Así es el Evangelio y la propuesta de felicidad que Jesús nos hace: “amad a vuestros enemigos…” (Lc 6,27-38) y sed compasivos como “el Señor es compasivo y misericordioso” (Sal 102). Está clarísimo el camino y la ruta a seguir, son de nivel extremo, de máximos porque los mínimos ya los vamos poniendo nosotros a lo largo de nuestra vida.

El pasado sábado 16 de febrero, a las 18:00 horas, Don Francisco Jesús Orozco, obispo de Guadix, administró el sacramento de la Confirmación a tres jóvenes de la parroquia de Ntra. Sra. de la Anunciación, de Dólar. En la homilía animó a los jóvenes a ser valientes y hacerse presentes en la vida de la Parroquia, poniendo al servicio de ella sus cualidades para el crecimiento de la misma.

El hermano Luis Miguel Martell, superior general de los Hermanos Franciscanos de Cruz Blanca visitó al obispo de Guadix, Mons. Francisco Jesús Orozco, el viernes 22 de febrero, en el transcurso de la visita que está realizando a la comunidad de hermanos de Huéneja. Es el primer encuentro entre el responsable de los Hermanos de Cruz Blanca y el nuevo obispo de Guadix.

Cáritas de la diócesis de Guadix está de enhorabuena porque se sienten reconocidos en la concesión de la Medalla de Andalucía que el Parlamento Andaluz ha concedido a Cáritas Regional de Andalucía. Como ha dicho el director de la Cáritas Regional, Mariano Pérez de Ayala, este es un premio colectivo, a todas las Cáritas Diocesanas, tanto a sus trabajadores como a los voluntarios y colaboradores.